• Categoría de la entrada:Prevención

De acuerdo a un estudio realizado por el Centro de Investigación en Educación para la Seguridad Vial (Ciesvial), más de 40% de las muertes en siniestros viales pueden ser evitadas mediante el uso del cinturón de seguridad en los puestos delanteros y traseros de los automóviles.

Darwin Figuera, presidente de esta institución, explicó que la mayoría de los fallecimientos en hechos de tránsito ocurren por déficit en educación, control y sanción. 

“Nosotros, en la región latinoamericana, tenemos baja incidencia en el uso del cinturón y de la silla infantil de seguridad, en comparación con otros países como Chile, Argentina y Perú”, explicó Figuera, quien además promedió que solo 22% de los ciudadanos utilizan el cinturón de seguridad en el caso de los asientos principales y 5% en el caso de los puestos posteriores.

En un reporte digital publicado por la página web de Ciesvial, se maneja una alarmante cifra extraoficial de unos 450 niños fallecidos al año en accidentes de tránsito, un promedio de 2.500 niños y niñas perdieron la vida durante los últimos cinco años mientras se trasladaban vía terrestre.

A su juicio, uno de los principales problemas que se presentan a la hora de resguardar a los menoresque viajan en carros tiene que ver con la utilización de los sistemas de retención infantil (SRI) para automóviles, ya que en Venezuela no existen legislaciones nacionales que permitan regular las características de las sillas según los estándares internacionales y a precios accesibles al público.

Figuera aclaró que si bien los cinturones de seguridad o las sillas de protección infantil no impiden una colisión o choque, sí desempeñan un papel crucial en la reducción de la gravedad de las heridas sufridas por ocupantes de vehículos en caso de un siniestro vial: “De hecho, está comprobado que reduce las probabilidades de morir y de sufrir lesiones graves hasta en 60%”.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta