• Categoría de la entrada:Prevención

Los seguros de hogar incluyen por lo general una cobertura de daños causados por el agua. Estos están relacionados con las tuberías de la vivienda, como inundaciones y roturas, y no con la lluvia.

Para prevenir estos daños causados por el agua es útil tomar encuenta en ciertas recomendaciones:

  • Para la limpieza de su hogar no debe utilizar productos abrasivos que puedan dañar las tuberías.
  • Para un eficaz mantenimiento de las mismas, si es posible deje correr el agua caliente, durante unos minutos una vez a la semana.
  • Desatasque los desagües a los primeros síntomas de obstrucción.
  • Ventile su vivienda a primeras horas de la mañana para evitar problemas de condensación de agua.
  • Proteja con filtros los desagues de lavamanos, fregaderos, bañeras, bateas y duchas. No utilice el inodoro como cubo de basura, depositando en él restos de comida, cartones, colillas.
  • Fije correctamente los sanitarios al suelo ya que el movimiento normal de los mismos puede producir desajustes, fugas o rotura de la pieza.
  • Si un grifo gotea, aunque sea muy poco, arréglelo inmediatamente ya que puede derivar en una avería más importante. No deje nunca los grifos abiertos.
  • Si hay corte de agua, asegúrese de que están todos los grifos cerrados.
  • Cierre siempre la llave general de paso cuando se vaya a ausentar de casa durante un período de tiempo más o menos largo.
  • Cierre la llave general de paso siempre que detecte una avería.
  • Repase periódicamente las juntas de la instalación de la lavadora así como sus desagües, limpie los filtros y cambie las gomas de llenado de agua.
  • No deje en funcionamiento la lavadora estando ausente de casa o mientras duerme.
  • Antes de irse de vacaciones, cierre la llave general de paso, vacíe todas las tuberías y cierre todos los grifos. Deje una llave de su casa a una persona de confianza por si hubiera necesidad de entrar ante una avería propia, de otro piso o que afecte a las tuberías de la edificación.

Si ya tuvo un accidente con agua:

  • Si ha sufrido un derrame por un grifo abierto, después de cerrarlo, recoja inmediatamente el agua utilizando tejidos de gran absorción (toallas, paños de cocina, etc). Si el derrame se ha producido por una rotura de alguna tubería, cierre la llave general de paso, recoja el agua y avise a un especialista.
  • Si la fuga de agua se produce en el piso inferior cierre la llave de paso y no utilice la instalación hasta que se haya reparado. Si la fuga proviene del piso superior, comuníquelo inmediatamente para que se interrumpa el flujo de agua. Reclame la reparación de los posibles daños.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta