• Categoría de la entrada:Salud

Una alimentación saludable es posible de llevar a la práctica diaria sin necesidad de estar contando calorías.

No implica sacrificios, restricciones, ni frustraciones, ni andar con una tabla de calorías, sino la decisión de querer cuidar la salud para vivir mejor.

Para lograrlo hay que  aprender a identificar cuáles son los alimentos ricos en nutrientes y beneficiosos para la salud.

En un primer momento se recomienda consultar el consejo de un profesional de la nutrición que explique y dé las herramientas necesarias para poder distinguir estos los alimentos y/o comidas de alta densidad nutricional, según su aporte, y además controlar la cantidad a consumir.

A continuación, algunos tips a tener en cuenta, brindados por expertos:

1) Realizar las cuatro comidas diarias y, en caso de ser necesario, incluir snacks saludables entre comidas como pueden ser frutas, yogur o vegetales.

2) Consumir alimentos de alta densidad nutricional, probar diferentes preparaciones y recetas que incluyan alimentos saludables, especialmente verduras, frutas, lácteos, carnes magras, huevo y cereales preferentemente integrales, de esta manera contribuimos a dar variedad a nuestra alimentación.

3) Y principalmente:

• Controlar las cantidades o el tamaño de las porciones a consumir.

• Hidratarse correctamente, preferiblemente seleccionar agua potable o bebidas sin azúcar agregada.

• Realizar actividad física con frecuencia semanal.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta