• Categoría de la entrada:Prevención

¿Maneja con responsabilidad? ¿Se considera un buen conductor? ¿Alguna vez se ha visto involucrado en un accidente? ¿Revisa su vehículo antes de hacer un viaje largo?

¿Se acerca demasiado al carro que va adelante? ¿Maneja más rápido de lo que debería? ¿Cambia de canal a cada rato? ¿Se ha quedado dormido o ha cabeceado tras el volante?

Estas son preguntas que toda persona que maneje debe hacerse para saber si conduce con responsabilidad.

Cuando está frente al volante debe activar sus cinco sentidos para estar atento hasta del más mínimo detalle y prevenir cualquier situación que pueda llegar a generar un siniestro.

Hay algunos prácticos y sencillos consejos para que desarrolle una conducción segura y responsable:

Mantenga una distancia prudencial de aquellos vehículos que limitan su visibilidad y que se encuentran delante del suyo. Recuerde que son casi tres segundos lo que tarda el conductor en percibir alguna eventualidad y decidir efectuar una maniobra, como frenar.

A este tiempo agréguele el tiempo que pasa desde que frena hasta que el vehículo se detiene. La distancia que mantenga con el vehículo delante de usted y la velocidad con la que conduzca puede hacer la diferencia entre un susto, un accidente o una fatalidad.

Al momento de maniobrar hágalo con conciencia, recuerde que no está solo en la vía. Adelante solo en las rectas donde disponga de suficiente espacio acorde con la potencia de su carro. Evite adelantar en curvas donde no disponga de buena visibilidad y si está siendo rebasado disminuya la marcha y ceda el paso.

No se detenga en el canal rápido a observar un accidente de tránsito o cualquier otro evento. Al detenerse a observar el incidente, en el mejor de los casos generará retrasos en el tránsito, pero también puede quedar expuesto a ser víctima de otro accidente por un conductor que no se percató de su detención.

No discuta con los conductores, nada gana con discutir. Si está molesto, relájese antes de subirse al carro. Puede caminar unos minutos. Evite caer en provocaciones, y si se encuentra a un conductor malhumorado, no le haga caso.

Ahora bien, si siente que la situación se escapa de sus manos y se encuentra en una condición insegura, diríjase a un lugar público y no directamente a su casa, despiste al otro conductor y evada la situación por un momento y sobre todo, no se baje del vehículo.

Si viajas al interior del país procure hacerlo durante el día, sobre todo si no conoce la vía. Al ser humano, la noche le hace vulnerable. La concentración de adrenalina en sangre (la hormona que nos permite estar alerta) desciende y es mejor buscar un lugar para el descanso y prepararnos para otro día.

Siempre revise los niveles de gasolina, liga de frenos, agua y aceites de su vehículo. La presión de los cauchos, el estado de las correas y los frenos. Use el cinturón de seguridad hasta en los trayectos más cortos. No utilice el celular mientras conduce.

Sea precavido, maneje con responsabilidad, evite accidentes.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta