• Categoría de la entrada:Salud

El uso constante y prolongado de tacones altos puede causar problemas físicos en las piernas, la espalda y los pies.

A esta conclusión llegó un estudio de la Universidad Hanseo de Corea del Sur, publicado por la BBC.

El equipo de científicos, encabezado por Yong-Seok Jee, tomó como muestra a un grupo de 40 mujeres profesionales que usan tacones de al menos 10 cm tres veces a la semana o más.

Encontraron que al principio los tacones fortalecen los músculos principales del tobillo, pero usarlos por más de tres años hace que dos de esos cuatro músculos comiencen a hacerse dominantes, lo que “provoca un desequilibrio muscular que puede derivar en lesiones graves en el tobillo”, según dijeron los científicos a la revista International Journal of Clinical Practice.

Además, las mujeres que usan tacones con frecuencia son más susceptibles a caídas y esguinces de tobillo. Esto puede derivar en dolencias en la espalda, deformaciones de los pies y patrones de caminar poco saludables.

Como medida preventiva, los científicos recomiendan ejercicios de fortalecimiento del tobillo como caminar sobre el talón del pie, o, estando sentada, levantar la parte delantera de los pies descalzos, manteniendo el talón en su lugar. Aunque, sin duda, la mejor medida es regular el uso de tacones altos.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta