• Categoría de la entrada:Prevención

Frente al calor tanto la hidratación como la protección solar toman mayor importancia.

Estas precauciones son especialmente necesarias para los trabajadores que deben estar expuestos a la radiación UV, como jardineros, obreros, fiscales de tránsito, entre otros.

Además debido a las altas temperaturas sudamos más y perdemos mucha agua, lo que puede tener nefastas consecuencias en el cuerpo en general. Debido a la falta de líquidos se puede sentir fatiga, calambres, jaquecas, además del daño que provoca a la piel el sol, por lo que es primordial tomar medidas básicas para que los trabajadores puedan desarrollar su labor de la mejor forma posible.

Es necesario seguir las siguientes recomendaciones para evitar problemas cunado hay calor:

• Utilizar FPS 30 como mínimo para todos los trabajadores expuestos y 50+ para lugares con mayor porcentaje de radiación.

• Durante el día se deben tomar tres litros de líquidos. Esta cantidad de agua pude ser ingerida entre jugos, infusiones y agua sin gas.

• Para uso en lugares en donde el porcentaje de radiación esté aumentado se debe contar con anteojos contra radiación UV con 97% de luz filtrada.

• Las bebidas para deportistas también son buenas para cuando se ha perdido grandes cantidades de líquido. Además de hidratar ayudan en el funcionamiento y rendimiento del sistema muscular.

• Usar prendas manga larga y pantalones livianos.

• Utilizar sombrero con gorra tipo legionario para cubrir el cuello p un pañuelo en la nuca.

• Usar ropa que permita realizar las actividades con comodidad, atendiendo a la talla, transpirabilidad y visibilidad cuando corresponda.

• Consumir verduras frescas, en especial las de hojas verdes, pues estas tienen altos niveles de líquidos. Por ejemplo, unos 200 gr de ensalada de lechuga y tomate aporta unos 180 ml de agua.

• Realizar un adecuado sombraje de los lugares de trabajo para disminuir la exposición directa a la radiación UV tales como: techar, arborizar, mallas oscuras y de trama tupida, parabrisas adecuados.

• Si la faena no lo permite, tener entonces espacios sombreados para el descanso.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta