• Categoría de la entrada:Prevención

Salir a la calle con niños pequeños es una aventura, sobre todo si son varios y de corta edad.

En los parques, jardines y vías públicas hay que seguir diversas normas de seguridad para que cualquier niño pueda disfrutar de un rato de juego o de un tranquilo paseo con sus padres.

Además, las familias han de tener conocimientos suficientes para evitar accidentes en la vía pública. Para ello, son muy útiles las campañas periódicas de información sobre los peligros que acechan a los niños y medidas que se deben tomar al respecto.

  • Los niños deben ir por la calle siempre acompañados, cogidos de la mano de un adulto y por la parte interna de las aceras. No debe permitirse que corra por sí mismo, ni aun cuando se circule cómodamente por la acera. En los caminos o carreteras debemos andar siempre en sentido contrario al de la circulación.
  • Los niños nos puede utilizar la calle como espacio apto para el juego. Deben utilizar espacios libres y áreas peatonales para el juego, que deben estar bien aislados del tráfico.
  • Alrededor de los 3 o 4 años de edad se puede ir inculcando en el niño las reglas básicas de seguridad para circular por la calle. A medida que el niño crece pueden ir añadiendo otras nuevas, por ejemplo cómo funcionan las luces de los semáforos, cuzar siempre por los pasos de peatones, cruzar la calle siempre cogido de la mano de un adulto, antes de cruzar mirar en ambos sentidos, además, en la escuela se deben promocionar campañas de educación vial.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta