• Categoría de la entrada:Prevención

Los robos de cuentas de correo son principalmente causados por el fraude electrónico.

¿Cómo funciona el fraude informático? Hay muchas variantes, pero la más común es el phishing (por fishing, pescar en inglés).

El fraude electrónico es una técnica frecuente que utilizan los ladrones para adquirir tu información confidencial, estos envían oleadas de correos electrónicos de spam, en ocasiones, hasta millones de mensajes. Cada uno de estos correos electrónicos contiene un mensaje que parece proceder de una empresa de confianza y bien conocida. Por lo general, en el mensaje aparece el logotipo y el nombre de la empresa, y suele intentar provocar una respuesta emocional a una crisis falsa. En algunas ocasiones, el correo electrónico dirige al destinatario a un sitio web falso. El sitio web, al igual que el correo electrónico, parece auténtico y en algunos casos se enmascara su URL para hacer que la dirección parezca real.

Los phishers saben que por lo menos un pequeño número de usuario caerán en la trampa y enviarán sus datos.

La forma más desenfrenada de fraude es el robo de Gift Card de Amazon, que para todos es conocido que al comprar una Gift Card, esta puede conservarse en el correo electronico el tiempo que se quiera porque no tiene fecha de vencimiento, Es en este punto que podríamos estar en peligro sin saberlo.

Si no has cargado el saldo de tu tarjeta en Amazon podrias estar expuesto a estos individuos inescrupulosos y descubrir que al querer usar tu tarjeta Amazon Gift Card el código ya fue usado, osea, fuiste robado.

Existen programas llamados keyloggers que graban en un documento todo lo que usted presione en su teclado. Pueden ser instalados para obtener sus contraseñas y datos importantes.

¿Cómo evitar caer en el fraude electrónico?

La mejor seguridad sigue siendo la prudencia.

Evita el correo no deseado: muchos proveedores de correo electrónico filtran estos mensajes como spam y los marcan como “peligrosos”. Un buen comienzo es no abrir mails identificados como spam.

Los bancos: Estos ya tienen toda su información y no necesitan verificarla, salvo cuando usted se contacta con ellos, por seguridad. De modo que todo mail o llamada telefónica que le pida sus datos es phishing y no debe responderlo.

Los ladrones sociales: para muchos usuarios, el skype o las redes sociales como Facebook son lo más importante de sus vidas. No extraña, entonces, que muchos intentos de fraude informático apunten a estos servicios.

Evitar hacer clic en los enlaces no verificados que se encuentran en los medios sociales.

Páginas Web: Cuando accedes a una página mediante un enlace, verifica la dirección URL de la página, visible en la barra de dirección de tu navegador de Internet. Si la dirección te parece extraña, no corras el riesgo y cierra la página.

La mayoría de los sitios de phishing tiene incoherencias. Tienen muchas faltas de ortografía o el formato de la página no es correcto. Si el sitio contiene apenas unas páginas web o si anuncia propuestas extremadamente tentadoras, probablemente se trate de una trampa.

Te recordamos que el uso de antivirus juega un papel importante en la seguridad de tu computador

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta