• Categoría de la entrada:Salud

La osteoporosis es una patología silenciosa que es mucho más frecuente en mujeres, aunque los hombres no quedan exentos de padecerla, sobre todo si son adultos mayores de 50 años.

Los expertos aconsejan incrementar el consumo de Omega 3 y vitamina D presentes en los pescados azules, también conocidos como grasos como lo son el salmón, el atún, la caballa, el arenque, el boquerón, la sardina, etcétera, con el fin de mantener los huesos bien fuertes e incrementar la absorción del calcio y evitar así la osteoporosis. Estos alimentos a su vez son buenos para reducir la inflamación y el dolor que origina la artritis reumatoide, muy frecuente en los corredores.

Es fundamental ingerir legumbres cocidas, huevos de gallinas, verduras, semillas de chía y de lino, cebollas, dientes de ajo, manzanas, mangos, peras, aguacates, plátanos, etcétera, además de alimentos rico en calcio, un mineral esencial para mantener los huesos en excelente estado. Este mismo puede encontrarse en la leche, en los frutos secos, en la soja, en el yogur y derivados de los lácteos y, en las verduras de la familia de la col.

Por otro lado, los alimentos con gran contenido de potasio, magnesio y vitamina K, también son necesarios para prevenir o tratar la osteoporosis. Algunos de ellos son los guisantes, las patatas, las avellanas, las ciruelas, la calabaza, las nueces, la lechuga y los espárragos, entre otros.

Además de llevar a cabo una correcta alimentación para fortalecer los huesos, es necesario hacer actividad física regularmente para acrecentar la coordinación, la fuerza, la potencia de la musculatura y el equilibrio. Todo ello puede obtenerlo a través de las posturas de yoga y el entrenamiento de fuerza. No obstante, los expertos aconsejan practicar varias actividades como el baile, la natación, los ejercicios con bandas elásticas, el tenis, etcétera. Gracias a los ejercicios, logrará evitar las caídas y las fracturas.

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta